Muebles vintage, estilo inconfundible

Que cualquier tiempo pasado fue mejor, no siempre y en todo momento se ajusta a la realidad, más si trasladamos este tópico a la decoración podría tener su parte de razón. Nos referimos al Vintage.

¿Por qué razón Vintage?

Pues entre las grandes ventajas de este estilo, se encuentra su utilidad en el momento de decorar residencias de lo más diferentes, desde modernos pisos urbanos a una casa de campo, mezclando objetos y diseños que tengan un mínimo de 25 o bien 30 años. La clave del triunfo del estilo Vintage, se encuentra en conjuntar a la perfección la elegancia y el romanticismo propio de los estilos más viejos, con elementos muy actuales y modernos.

¿Por qué razón no confundir Vintage con Shabby Chic?

Por que, evidentemente no son lo mismo, si bien las diferencias se hallen delimitadas por una angosta frontera.

El Shabby Chic, se resume en la combinación de artículos viejos con un aire más complejo y más pomposo.

Colores y materiales de los muebles vintage

Por norma general nos basaremos en el blanco, el blanco roto o bien decapado, combinando accesorios que se tiñan de tonos vivos o bien pastel. Otros colores como el azul, el pardo, el verde y el rosa aligeran el estilo haciéndolo más acogedor; siempre y en toda circunstancia procurando no entremezclar demasiado los tonos para eludir la sensación de barroquismo.

No hay que olvidar los estampados florales en los textiles, y en estos últimos la combinación de fibras naturales como sintéticas. Se puede abusar de los diseños a listas, los encajes y aquéllos que nos trasladen a la década de los cuarenta. El papel tapiz es una muy buena opción.

En lo que se refiere a los materiales en sí, hacemos referencia a la madera, la forja, y el mimbre como los más señalados, comprobar e ir a la pagina web.

Mobiliario Vintage

El mobiliario Vintage tiene una estética no solo vieja, sino a veces descuidada, reforzada con el empleo de cuadros de dibujos y marcos avejentados.
Una buena elección es el estilo provenzal, caracterizado por un diseño tradicional con formas onduladas. El llamado Luis XV tiene un temperamento singular por el hecho de que da majestuosidad al entorno, preferentemente por los tonos oscuros (como el nogal, caoba o bien cerezo), además del decapado con detalles en dorado o bien bronce.

Las lámparas de araña con lágrimas de cristal, encajan a la perfección en esta tendencia, conjuntadas con las de pantalla de pergamino en las de sobremesa. En lo que se refiere a los espejos, que estos sean grandes; tipo imperio, ovalados o bien rectangulares.

Un sillón Vintage, resulta un complemento idóneo para conseguir el contraste buscado.

En lo que se refiere a las zonas de la casa, el comedor es donde prácticamente 2 de cada 5 compradores online declaran que dedican más presupuesto. Por edades y sexos, hombres (cuarenta y siete por ciento ) y mujeres (cincuenta y tres por ciento ) gozan prácticamente por igual en la adquisición de este género de artículos en la red de redes, Internet.

 Aunque la tendencia de adquirir decoración y mobiliario de internet está en alza, muchos la combinan con el canal tradicional; eminentemente en tiendas de media gama (el sesenta y cuatro por ciento ), seguidos por las tiendas de decoración y bricolaje (cuarenta y seis por ciento ) y en último sitio las tiendas de alta gama y diseño (treinta y cinco por ciento ).

Accesorios

Los accesorios, juegan un papel determinante en el desenlace final de este estilo. Las plantas y flores dan color y un toque romántico. La flor cortada (como Lilas o bien el Jazmín de invierno) en un frasco de vidrio conveniente da un toque personal, al tiempo que detalles como jarros afrancesados, cestos de mimbre, baúles, relojes viejos o bien elementos de los años cincuenta consiguen fortalecer el efecto Vintage.

Teniendo siempre y en todo momento presente, lo que resalta en esta decoración es el contraste cuidado-descuidado, ofertando espacios en los que diferentes piezas sin aparente cohesión, se integran en perfecta armonía.

muebles vintage