Las estanterias de media carga que puedes encontrar

Estanterías de carga media entre doscientos y cuatrocientos kg por estante.
En dependencia de las necesidades de almacenamiento, va a ser preciso contar con de una mayor o bien menor carga por estante. En este sentido, las estanterias de media carga, engloban una extensa cantidad de opciones, que van desde los doscientos kg por estante que aguanta la estantería, ideal para almacenes y cuartos trasteros, a los trescientos cuarenta kg de la resistente de la estantería Picking en acero galvanizado.

Por encima de ella, sólo se hallan las estanterías de carga pesada, concebidas para guardar objetos de mayor peso.
De este modo, se puede seleccionar la estantería con relación a la carga que va a aguantar e inclusive el tipo de material que se va a guardar, como en el caso de la estantería tubular. Con una resistencia de hasta doscientos kg por estante, esta estantería de acero galvanizado es común para el fichero de documentos, en oficinas y en talleres.

Así mismo puede ser galvanizada, la estantería de pesos medios (hasta doscientos treinta kg de carga por ménsula).
Y un escalón más arriba, se halla la estantería que resiste hasta doscientos setenta y cinco kg por estante, con el peso uniformemente repartido. Este modelo, resalta por su acabado pintura epoxi de gran resistencia y la pluralidad de configuraciones posibles, en lo que se refiere a medidas, materiales y colores.

 

Las estanterías de media carga, para cumplir la mayoría de necesidades de un almacén

 

Configura tus estanterías de carga media
Si precisas de una estanteria media carga de segunda mano para cubrir una necesidad de almacenamiento en un espacio específico, te ofrecemos todas y cada una de las comodidades posibles para lograrlo.

Así, el alto, el ancho, el fondo y los niveles de la estantería se pueden cambiar en la mayor parte de los modelos de carga media y la separación de los estantes se puede regular. El material de los estantes o bien el tono de la estantería son otros de los atributos que se pueden elegir en algunas estanterías.

Y para formar una lineal, en tu almacén o bien cuarto trastero sólo hay que establecer un módulo inicial y después agregar los módulos auxiliares que se desee. Para facilitar el trabajo, estas estanterías son modelos con y sin tornillos, de simple y rápido montaje y escaso mantenimiento, gracias a su calidad profesional.

Ante cualquier consulta auxiliar, te ofrecemos asesoramiento adaptado y te ayudamos a encontrar la opción mejor para optimar el aprovechamiento de tu instalación, valorando las necesidades tanto de carga como de espacio.